03 agosto 2008

¡A Bailar!




En esta caotica ciudad existe un pequeño espacio para todos. Las llamadas tribus urbanas han conseguido adueñarse de distintos espacios urbanos, ahí se reunen para fortalece y, en ocasiones, se crea


A las afueras del metro Balderas, en las cercanías de la Ciudadela, una de esas bandas urbanas se reune para hacer o que más le gusta: Bailar.






Es un pequeño espacio para a nostalgia, para el romance y la diversión, pues la música que aquí se escucha es, principalmente, de salón. Ahí se puede bailar desde guarachas, salsas, cumbias.... pero la principal atracción es dazón.
Ese elegante ritmo, romántico y portador de ese jenesaisquoi tan encantador, es el que ha dado nombre a esta plaza: La plaza del Danzón, donde cada fin de semana (especialmente los sábados) uno se puede dar sus escapadas para ir al baile,claro, después de pagar la coperacha por la renta del sonido.

Al llegara la plaza uno se da cuenta que puede desentonar de inmediato, pues los conocedores de este baile saben que, para bailar el danzón, se debe hacer con estilo. Por esta razón saltan a la vista las zapatillas o sandalias abiertas, vestidos, los trajes de pachuco con todo y flor en la solapa y, por supuesto, los característicos zapatos de charol (aunque nunca falta el desconocedor que vaya mal arreglado para la ocasión).


Podría decirles que la edad es lo de menos, pero mentiría. Aunque ahí se puede encontrar gente desde los 3 años hasta los noventaytantos, la mayoría de las personas que asisten a los bailes son de esas llamadas "de juventud acumulada", créanme, hay que ver cómo mueven el bote, para darse cuenta que de viejitos poco ágiles no tienen nada. Aún con sus años y dolencias encima se dan tiempo para ir al baile con su pareja de años, o bien darse la oportunidad de hacer nuevas conquistas...En lo personal, a mí casi me conquista este amable caballero, ganador de los Guantes de Oro en los 40.


Ya sea para bailar, o nomás para ligar, La Ciudadela es un espacio en los que uno se contagia de la alegría que ahí se respira.
Por cierto, no se vale quedarse sentado y decir "Es que no sé bailar" no es una excusa válida ya que también se pueden tomar un curso rápido de baile con alguno de los varios instructores que se ofrecen a enseñar los movimientos básicos. Hay de todos los ritmos, para todos los gustos, y se pueden ver desde los maestros expertos, que señalan los compases, los tiempos y dictan las instrucciones con altavoz, hasta la novi@ improvisad@ que le enseña a bailar a su amorcito.

También ahí se encuentra un pequeño memorial a un amigo perdido.
El 10 de febrero del año pasado uno rayo cayó en el árbol de la imagen. Ese día un grupo de personas pensaron que sería el mejor resguardo de la lluvia.
Ahí murió uno, y varios quedaron heridos.
El árbol aún tiene las marcas del rayo, las cuales han sido cubiertas por las muestras de cariño de quienes aún recuerdan a don Tomás.

9 comentarios:

  1. TORK dijo...

    En lo personal, a mí casi me conquista este amable caballero, ganador de los Guantes de Oro en los 40.

    Claro, ya me estaba dando baje.

    Ya en serio, es una muestra de que no sirve el pretexto de que ya estoy viejo o alguna estupidez así, además es muy divertido (nomás que no se queden cuando oscurezca)

  2. TheJab dijo...

    A mí me encanta... tocar esa música mientras otros la bailan. Y eso me hace ganar dinero, además.

    ¿Por qué la máscara en la foto? ¿Tiene miedo?

  3. Sidurti dijo...

    Jijiji
    Joel: No, la máscara no es por miedo, es por vanidad. Esa era la única foto con el campeón y mi cara no era nada agradable a la vista. EN cuanto tenga una foto mejor la publicaré.

    Tork: ni te hagas, que tú también andabas ligando.

  4. tazy dijo...

    chiales, eso estuvo tétrico....

    por otro lado: feliz ingreso al mundo de la gran pregunta: y tú? a qué te dedicas???

    y de la cara de what? cuando contestas: soy historiadora

    es bien chido.

  5. TORK dijo...

    Tork: ni te hagas, que tú también andabas ligando.

    Nel, yo ni cuenta me había dado. Se querían aprovechar de mi inocencia, ademas ya dije que soy historiador, no arqueólogo.

  6. Christian dijo...

    Sidurti historiadora: ¡preeeesente!

    La ciudad está llena de cosas fascinantes, y una de ellas es la Plaza del Danzón, y como no, la ciudadela, la biblioteca, el parque, las hamburguesas baratas... de hecho hace muchos años unos cuates y yo vendíamos dulces en esa entrada del metro.

  7. Johnny dijo...

    Jajajajaja, por alguna mendiga razón, esto me recuerda a algun suceso de mi vida....mmmm, Anyway...

    Por cierto, acabo de leer todo tu blog, que hiper-mga genial es , sigue así!!

  8. Leticia Zárate dijo...

    Ternuritas maravillosas mi querida Sidurti. Un placer pasar por aquí...nuevamente.

    Abrazos.

  9. Anónimo dijo...

    Your blog keeps getting better and better! Your older articles are not as good as newer ones you have a lot more creativity and originality now keep it up!